Recent Posts

Sangre, energía renovable

Científicos de la Universidad de Ciencias Aplicadas de Berna dirigidos por Alois Pfenniger han desarrollado un marcapasos que no precisa de batería. La fuente de energía es la sangre que corre por nuestro cuerpo. 
El dispositivo es una turbina hidroeléctrica en miniatura que en vez de funcionar con agua lo hace con sangre. 
La capacidad eléctrica del aparato es mínima 800 microvatios, pero muy superior a los 10 microvatios que necesita un marcapasos. 


Esta aplicación de la energía hidroeléctrica, tan frecuente en el mundo, pretende remplazar a los marcapasos utilizados actualmente que tienen una vida útil limitada y que requieren el reemplazo periódico de sus baterías. 
Los científicos se han encontrado con dos inconvenientes que pueden retrasar su uso generalizado. El primero es que el lugar óptimo para su colocación es la arteria torácica y ésta muchas veces es eliminada durante intervenciones de corazón. El otro es la posibilidad de creación de trombos sanguíneos. 
Actualmente están trabajando para solventar estos problemas y comenzar con su comercialización. 
Una investigación sorprendente que aprovecha la tecnología desarrollada para las energías renovables para usos médicos.

Via: mmb2011.org

Autor:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nos gustaría conocer tu opinión.
Desde aquí puedes participar en medioambiente.org y hacer un comentario sobre esta noticia.


ALLPE - Consultoria Ambiental - Empresa de Medio Ambiente - Consultoras Medioambientales