Recent Posts

Un botijo para la bicicleta (sudar es natural)

Estas botellas son obra del diseñador industrial francés Benjamin Helle y se ha inspirado para crearlas en el sistema de regulación del calor del cuerpo humano. 


Cuando hace calor sudamos, y la evaporación de nuestro sudor hace bajar la temperatura de la piel enfriando el cuerpo. 


Como el ser humano estas botellas transpiran al tener una piel porosa, el efecto se incrementa al montar en bicicleta y mantiene la bebida fresca mucho más tiempo. 


Como ocurre con cualquier líquido frío el agua de la atmósfera se condensa en el recipiente que lo contiene, este efecto se puede observar al sacar una botella de la nevera. Benjamin Helle ha aprovechado esto para que cuando el viento incida sobre la cubierta de la botella enfríe el recipiente y el líquido que contiene. 


Una variación moderna, y con diseño, del clásico botijo de barro; pero que, a diferencia de éste, se puede llevar con comodidad en la bicicleta.

Via: issuu.com
Autor:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nos gustaría conocer tu opinión.
Desde aquí puedes participar en medioambiente.org y hacer un comentario sobre esta noticia.


ALLPE - Consultoria Ambiental - Empresa de Medio Ambiente - Consultoras Medioambientales